Jul
5

VALORAR EL SER O EL TENER

O lo que es lo mismo, establecer la diferencia entre valores espirituales y valores materiales. Y aunque pareciera que la frontera entre lo uno y lo otro está bien clara, la verdad es que nunca como ahora ha estado tan confusa, porque el consumismo atroz a que nos empuja la exagerada presión comercial que vivimos (sufrimos) en la actualidad, provoca una crisis de valores en la cual el ser humano se siente bastante incómodo, y busca ansiosamente una satisfacción, una respuesta, o nuevos valores que devuelvan el sentido a la vida.

Esa es la explicación de la espectacular movilidad religiosa que se vive en la actualidad, en la que las iglesias tradicionales tienden a ser asociadas al contexto del que se trata de escapar, y surgen nuevas tendencias religiosas que tratan de ofrecer los mismos valores universales de siempre, pero con el nombre cambiado, y con técnicas diferentes que los hagan más atractivos. Esa es la explicación también de la búsqueda de sensaciones nuevas, relacionadas con temas tradicionalmente tabú, como el sexo, las drogas, etc., o de emociones excesivamente  intensas, como arrojarse, sujeto por los pies, desde un puente; o de riesgos absurdos, como la velocidad al timón.

Y esa es la explicación también de que muchas personas opten por buscar la satisfacción dentro del mismo materialismo, puesto que ya perdieron toda referencia con cualquier otro tipo de valor. Son las personas que todo lo miden con dinero, y para las que todo vale… dinero; que es el medio para obtener bienes materiales, los cuales se constituyen en el fin supremo. Y, por último, esa es también la explicación de la degeneración de algunas personas, para las cuales el dinero pierde su auténtico significado como medio para algo (incluso para lo material), y se convierte, por sí mismo, en el fin supremo; es decir, el dinero ya ni siquiera es para algo, sino al contrario,  todo es para el dinero. Ello justifica la actitud de las personas que cometen delitos de tipo económico, aún gozando de una situación económica privilegiada.

La valoración de lo material por encima de lo espiritual, alentada por la presión comercial, es, de alguna forma, un síntoma de deterioro de la salud mental que afecta seriamente a cada vez más personas, y, en alguna medida, a casi todos nosotros. Muchos de los que buscan a través de una nuevas tendencias religiosas, consiguen encontrar lo que aparentemente son nuevos valores espirituales que vuelven a dar sentido a su vida. En realidad, no existen tales nuevos valores espirituales; son los mismos de siempre, porque son universales y son eternos. Tal vez a través de otra religión se aprende a verlos desde otra óptica o se siente una motivación diferente. De todos modos, lo importante es no perderlos como referencia, sea cual sea la posición desde donde se miren, porque ellos son los criterios fundamentales que dan firmeza, estabilidad y una orientación clara a la vida del ser humano. La persona que valora el ser por encima de todo, tiene una buena salud mental, y si surge alguna circunstancia desafortunada que le desestabilice, esta situación es pasajera y fácilmente vuelve a recuperar su salud.

¿En dónde queda entonces la valoración de lo material? ¿Es malo valorar lo material?. No y sí, depende de la forma en que se haga. Lo material es valioso porque nos puede servir para alcanzar otros valores de tipo más espiritual, como la educación, la capacitación, sana recreación, mantener y disfrutar de una familia, o un buen nivel de bienestar, por ejemplo; y al hablar de bienestar, por supuesto, no nos referimos al bienestar aparente que los demás pueden apreciar, porque ese, normalmente, también se suele medir en términos materiales; nos referimos al bienestar interior que uno puede ser capaz de sentir, sin plantearse qué es lo que los demás ven, y que nada tiene que ver con lo material, aunque lo material haya sido un medio de alcanzarlo.

Es decir, que la frontera entre lo sano y lo insano, es ese punto en el que lo material deja de ser un medio, y se convierte en el objetivo fundamental de la existencia, por encima de los valores espirituales. Considerándolo como medio, como instrumento, lo material llega a ser de importancia fundamental por debajo de ciertos niveles, donde, por su carencia, algunos de esos valores espirituales son difícilmente accesibles, y sobre todo, en los niveles económicamente más desfavorables, en los que las condiciones no hacen tan fácil aprender y asimilar algunos de los valores espirituales más fundamentales, como la verdad, la honradez, etc.

A quien valora más el ser que el tener, los demás lo valoran a él por lo que es, a quien valora más el tener que el ser, los demás lo valoran a él por lo que tiene.

5 thoughts on “VALORAR EL SER O EL TENER

  1. Un comentario hacerca de( Valores espirituales).No comparto que la Verdad y la Honradez sean valores espirituales.La verdad en si tiene sus recompensas, pero no creo que solo alguien con dichos valores puedan alegar, que esta ligado a algo espiritual.La verdad es algo que comparten todos los seres humanos.Y todos los que se someten a su significado lo vemos de forma positiva.La verdad es parte de la moralidad humana para bien o para mal.Ella no Cambia es el uso que le damos el que cambia.Por otro lado “La Honradez” esta ligada a nuestro sistema social no solo por etica social si no tambien por etica “Judicial”.Decir que la Honradez es un valor espiritual es decir que solo una persona con ligas espirituales es capaz de ser “Honrada”.La nota solo demuestra la evolucion que nuestra sociedad.Somos el ser mas dominante en la tierra y parte de eso se lo debemos a nuestras “herramientas”.

  2. Bueno, Ciencia; no sé qué entiende usted por valor espiritual, pero naturalmente que la verdad y la honradez son valores espirituales. Y en la última parte de su comentario, yo más bien pienso que es al revés: no es que solo una persona con ligas espirituales pueda ser honrada, sino que una persona que es honrada tiene ligas espirituales, aunque no se dé cuenta.

  3. Lo siento Dra. Debi ser mas especifico.A lo que me referia es que la “Verdad” existe antes que el ser humano sea un ser pensante.La palabra esta directamente enfocada en “La Realidad”.
    Cuando digo que no es necesario basarce en ninguna creencia espiritual es por que la verdad es compleja.Lo importante de mi comentario es que, Ahun sin valores espirituales la verdad y la honradez no tendrian ningun problema manifestandose.Respetamos y preferimos la verdad por todo lo que esta significa.Estos valores a los cuales usted se refiere los practicaban hasta las culturas que no entienden lo espiritual como usted o yo.Estos dos valores para mi son solo refleccion de caracter humano.Conosco mucha gente muy espiritual, que no dicen la verdad y no son muy honeztos.En Japon y otros Paises industrializados la mayor parte de la poblacion no tiene ligas religiosas, pero no por eso son todos mentiros,o unos dezhonrados.Una persona religiosa no necesita estar segura que su Dios existe por que no es cuestion de verdad si no de “FE” y esa parece darles la misma satifaccion de “La Verdad”(y al estudiar su significado es totalmente lo opuesto)

  4. Ciencia, es que no sé realmente cómo entiende usted lo espiritual, pero tal vez no de la misma forma que yo. Entiendo que usted asocia directamente espiritualidad con ser practicante religioso, dando a entender que para usted es lo mismo. Para mi no; nada que ver, y la prueba es lo que usted mismo menciona de gente aparentemente muy religiosa que no es honrada ni dice la verdad. Esas personas tratan de guardar solo apariencias, pero nada más; aunque vayan a la iglesia a diario, ni son espirituales, ni siquiera, tal vez, verdaderamente religiosas, sino que su vida religiosa es una mentira más. Y al contrario, culturas que usted menciona con pocas ligas religiosas, o al menos poco practicantes, pero que no por ello dejan de cultivar la espirutualidad, entendiendo por espiritualidad la práctica de de los valores que nacen del espíritu, entre ellos la verdad y la honradez. Y es obvio que esos valores nacen únicamente del espíritu, pues no son valores materiales, como el dinero, ni corporales, como el sexo, por ejemplo.

  5. Dra.Soy cabeza dura tipico Salvadoreno.Sorry.Lo religioso de una persona en si es algo espiritual, Mistico que usualmente usa este medio para manifestar ciertos aspectos positivos de nuestros” Instintos” naturalez.La verdad es que no comparto que nascan de un espiritu ya que no es necesario que se involucre lo espiritual.Creo que al igual que lo sentimental es algo que esta tatuado “instintivamente” en nuestra anatomia HUMANA.Digo que los humanos somos sociables y son esos instintos que han evolucionado hasta llegar a convertirse en lo que hoy son.El Sexo es un instinto que nace de la quemistria hormonal que todos poseeemos y como somos una especie sociable le inyectamos las otras ramas sentimentales como el amor,odio,venganza y etc.La verdad en Si como dije antes demuestra “Realidad” pero si nadie es sociable y la aprecia como lo que es no tiene ningun valor.Y me refiero a estas cosas como instintos naturales ya que desde bebes se nos inculcan estos detalles que ya en el futuro nos combierten en lo que somos en la sociedad.Cuando Dije que ciertas culturas han sobresalido a pura base de (Valores Humanitarios) El gran FU MAN CHU era un Filoso Humanista que fundo un gran imperio y todo estaba basado en puros valores humanos que no Incluian un Espiritu o una entidad supernatural.Me referi a estas culturas por que ellas sobre pasan las otras culturas avansadas de la epoca y el Judaismo Y el Cristianismo nunca les hizo falta.La nocion de que un espiritu existe es una Idea antigua que se popularizo en Grecia.El debate termino desde que la Neurologia esta haciendo cada descubrimiento.Existe on Espiritu o Un Cerebro?.Yo como no puedo comprovar la existencia de algo que no se puede medir por medios materiales digo”existe un cerebro con una mente proyectiva y sus instintos naturalez que evolucionan inconcientemente.Para terminar la moralidad y buenos valores no le pertenecen a la parte espiritual de un ser humano(si es que crees en un espiritu) ya que nadie nace queriendo matar a alguien.Que paso con Decir la verdad y ser Honesto por que te da satifaccion interna?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *