feb
3

ATAQUES DE PANICO

Básicamente consisten en estados de ansiedad intensa, con sudoración, miedo al objeto temido, palpitaciones, nauseas, sequedad de boca, molestias gástricas, etc., aunado a una sensación de muerte inminente y temor a volverse loco. Los estímulos productores de ansiedad suelen ser aspectos de la vida cotidiana que comúnmente nos podrían, quizá, producir leve disconfort o ninguno, por ejemplo: alturas, espacios abiertos o cerrados, animales, ver sangre, envejecer, viajar en avión, los gérmenes, etc.

En la mayoría de los casos, la persona es consciente de que su ansiedad es fuera de lo común o irracional, por lo que, en lugar de consultar, recurren a evitar el objeto o situación temida o a utilizar alcohol, tranquilizantes (no recetados) y/o cualquier otro paliativo.

Según las causas que producen la ansiedad, ésta se divide en adaptativa o normal; y maladaptativa o condicionada. En la adaptativa, la ansiedad es generada por estímulos que afectarían a cualquier persona, como por ejemplo el temor a ser asaltado, a los incendios, etc. , pero que en este caso provocan una manifestación desproporcionada, aunque dentro de límites controlables y la ansiedad que se genera permite llevar una vida adecuada. En la maladaptativa , los temores son inexplicables, como por ejemplo, el miedo a habitaciones cerradas, a las enfermedades, etc. , y desbordan al individuo.

A su vez, la ansiedad maladaptativa se divide en primaria o endógena, y secundaria o exógena. La primaria sucede cuando la causa de la ansiedad es desconocida y secundaria cuando conocemos la causa directa de la ansiedad, como miedo a volar a los espacios abiertos o cerrados. En los ataques de ansiedad endógena, ésta se presenta de forma espontánea, recurrente y pueden ser de altas manifestaciones o ataques mayores de pánico, o ataques de menor intensidad. Pueden presentarse con manifestaciones de ansiedad anticipatoria, lo cual puede suceder como respuesta a sufrir la ansiedad a medida que esta se presenta cada vez más a menudo.

Suele suceder también que los que los sufren migran de un especialista a otro, ya que no tienen la paciencia necesaria para llevar a cabo un tratamiento completo, ya que éstos suelen demorar aun cuando se utilicen terapias multifocales. A veces el primer ataque de ansiedad suele ser desencadenado por el uso de alcohol, marihuana, cocaína, pesadillas, o ejercicios extenuantes. Las personas que los padecen suelen llevar vidas muy limitadas en un intento de evitar sufrir los ataques.

Deje su comentario

Sígame en Twitter! Sígame en Twitter!
Sígame en Twitter @DraMendozaB

Entradas recientes

Últimos comentarios

Anuncios

Archivo

 

Close
loading...